Overblog Seguir este blog
Administration Create my blog
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 15:49

¿Por qué dejé la Iglesia Católica?

Nací en el seno de la Iglesia Católica. Desde pequeño me atrajeron los asuntos religiosos: la vida de los santos y la Biblia. Comencé a leerla cuando tenía 9 o 10 años. A la edad de 17 años comencé en el movimiento carismático donde serví al Señor junto con mi hermano Miguel en el campo de la música y la predicación, formando grupos de oración en muchas parroquias y filiales. Luego me convertí en profesor de religión. Comencé mis primeros pasos en los colegios de Ciudad Cortés y Palmar Norte. Ocho años impartiendo Educación Religiosa. Después me decidí ser sacerdote católico e ingresé al Seminario Central en Paso Ancho: cuatro años en el Seminario. Ahí saqué mi bachillerato en Filosofía que tanto me ha servido.

En el Seminario Central me destaqué en el campo de los Medios de Comunicación Social y llegué a ser el director de la comisión de comunicación social: tenía a cargo el programa Un Encuentro con Cristo en Canal 7, Con Cristo y María en Radio Fides, la página del Seminario en el Eco Católico y fundé "La Voz del Seminarista" en Radio Sinaí. Participe en un retiro para sacerdotes en Monterrey, México, con algunos compañeros. Es decir tenía una vida hermosa.

En ese tiempo me realizaba en el campo de la Renovación Carismática Católica, orábamos por los enfermos, cantábamos al Señor y predicábamos la Palabra del Señor: mucha gente venía a los pies del Señor.

En el Seminario Central no vieron con buenos ojos que fuera de la Renovación Carismática pues lo consideraban un movimiento protestante dentro de la iglesia católica. En varias ocasiones me advertían contra esta idea pero yo no desistí. Me dijeron que me tomara un año para que pensara que el sacerdote es para todos los grupos y no solo para un movimiento eclesial. En ese año que salí del seminario comencé, con mi hermano Miguel, cuatro grupos de oración fuertes en la Iglesia Católica de Rivas, el Hoyón, Pedregoso y la Hermosa (todos en Pérez Zeledón). Los grupos fueron un éxito rotundo y las iglesias se llenaban al tope: todos venían para que oráramos por sus enfermedades, la gente oraba y comenzaban a leer la Biblia, los jóvenes llenaban los templos católicos en todas las filiales que visitábamos.

El obispo de Pérez Zeledón, Ignacio Trejos Picado y el párroco, Hugo Barrantes, nos dijeron que hiciéramos oración pero que no oraran por los enfermos sobre todo con eso que llaman descanso en el Espíritu. Nosotros no podíamos detener eso, pues en nuestro corazón veíamos que eso era lo que producía los milagros y las sanidades. Nos llegó una carta del obispo prohibiéndonos orar por los enfermos y hacer oración en los templos católicos.

Hicimos la Casa de Oración en Daniel Flores, Pérez Zeledón, San José. Comenzamos a orar, pese a la prohibición de la Iglesia Católica. Mucha gente comenzó a venir y fueron sanados. Mi hermano formó la Casa de Oración en el Hoyón y yo me quedé con la de Daniel Flores. Ahí seguimos orando por los enfermos, predicando la Palabra de Dios y cantando al Señor.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/%BFPor-qu-e2--dej-e2--el-Catolicismo-f-.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:32

ORIGEN DEL ROSARIO

Muchos siglos antes de que naciera María o el cristianismo, el Rosario ya era utilizado por muchas religiones paganas para adorar a sus dioses y diosas.

El Rosario es un instrumento religioso que consiste en repetir rezos y todos los títulos o nombres que recibe su dios o diosa, y para llevar la cuenta se utilizaba el Rosario, formado por canicas.

Se encontró un medallón en Chipre, que había sido colonizado por los fenicios, con un círculo de cuentas igual al Rosario actual. Este rosario fue usado en el culto a Astarté, la diosa-madre, unos 800 años antes de Jesucristo. Este mismo Rosario se puede ver en muchas de las monedas encontradas que se usaban en Fenicia.

Los bramas han usado desde hace mucho tiempo rosarios con cientos de canicas. Los adoradores de Vishnu dan a sus hijos rosarios de 108 canicas. Un Rosario similar es usado por millones de budistas en la India y en el Tibet. Los musulmanes constantemente oran por los 99 nombres de Alá con su rosario Tashih de 99 canicas. Los adoradores a Siva tienen un rosario con el cual repiten, si es posible, todos los 1008 nombres de su dios.

Incluso se han encontrado rosarios usados por los indígenas antes de la venida de Colón a América. Los rosarios son frecuentemente nombrados en los libros sagrados de los hindúes.

El Rosario era usado en la Grecia Asiática y tal es el objeto con canicas visto en las estatuas de la diosa Diana de los Efesios. En los días del paganismo romano las mujeres se adornaban el cuello con el rosario dedicado a diosas paganas. Tal parece ser la práctica que llegó a ser parte del Rosario católico dedicado a María.

Jesús criticó esta forma de orar usada por las religiones paganas de su tiempo: "Y al orar no uséis vanas repeticiones, como los gentiles (paganos), que piensan que por su palabrería serán oídos" (Mateo 6,7).

El Rosario no se originó en la Iglesia católica, sino que es una continuación de una práctica antigua usada por religiones paganas que se introducen en el cristianismo en los siglos III y IV. Evidentemente los nombres fueron modificados: en lugar de rezarle a la virgen Diana de los Efesios se le reza a la virgen María; en lugar de repetir todos los títulos de su diosa se repiten muchos de esos títulos refiriéndose a María (letanías). De hecho, muchos de los títulos, que se le aplican a María en las letanías eran nombres dedicados a diosas paganas. Otra modificación que sufre el Rosario es la introducción de misterios bíblicos.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Origen-del-Rosario.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:30

Origen del dogma de la virginidad de María

La diosa Ishtar era reverenciada porque tenía los atributos femeninos como diosa y madre del secreto inspirador del suelo reproductor, de la fertilidad y del principio creador de vida. Era principalmente la diosa del amor y de las prostitutas; tenía características bisexuales. Los adoradores de Ishtar la llamaban "Virgen Santa", "Virgen Madre" y "Madre de Dios".

En términos estrictamente históricos, resulta evidente que la cristiandad no creyó en la virginidad de María después del parto, al menos durante los tres primeros siglos. Tertuliano (155-220) afirmaba que María había sido virgen únicamente antes del parto; no en el parto: fue virgen en cuanto al varón, no virgen en el parto (Tertuliano, De Carne Christi,23). Aunque el matrimonio abre el seno a todas las mujeres, quien abrió realmente el seno de María, según Tertuliano, fue Jesús, el varón. A partir del nacimiento de Jesús, María tenía el seno abierto. Ya no era virgen, sino madre, esposa; así lo ratifica Pablo al decir que nació de mujer, no de virgen (Tertuliano, De Carne Christi, 23,3-6). Orígenes en su homilía 14 sobre el Evangelio de Lucas rechaza la doctrina de la integridad física de María en el parto (Orígenes, In Luc. hom. 14,8).

Durante los primeros tres siglos todos los cristianos afirmaban lo expuesto en el Nuevo Testamento: sobre los otros hijos de María (Mateo 12,46-50; 13,55-56; Marcos 3,31-35; 6,3; Lucas 8,19-21; Juan 2,12; 7,3-5; I de Corintios 9,5).

Sólo es a partir del siglo IV que comenzó la idea fuerte de la virginidad de María después del parto. San Basilio en el año 379 defendió la virginidad de María, pero su argumento lo fundamentó en lo que el pueblo creía y no en la Biblia, por ello dijo del pueblo:  "no soportan que se diga que la Theotokos (Madre de Dios) cesó de ser virgen en un determinado momento" "(Hom. de Nativitate). Fue en el Concilio de Calcedonia, en el año 451, donde se aprobó oficialmente esta doctrina de la virginidad de María.

Aunque la Biblia es clara al afirmar que Jesucristo tuvo hermanos carnales, que María tuvo relaciones coitales después del nacimiento de Jesús (Mateo 1,25), y así lo entendieron los cristianos de los primeros tres siglos, el pueblo del siglo IV que arrastraban supersticiones muy fuertes de la protección de la Virgen Diana de los Efesios, sobre todo en el parto, se oponía a aceptar que María no fuese virgen como lo era la famosa diosa pagana.

No hay duda que María fue una santa mujer, pero en el siglo IV un grave error de confusión produjo un sincretismo que convirtió a esa humilde mujer en una diosa, asumiendo todas las características de la diosa Diana, de la diosa Egipcia Isis, de la diosa Ishtar y de otras más.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Origen-del-Dogma-de-Virginidad-de-Mar%EDa.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:29

La Madre de Dios

En Alejandría (Egipto) estaba el centro religioso dedicado a la diosa Isis y su hijo Horus. Esta diosa se representaba como una madre con su hijo en los regazos. Isis era conocida como "la madre de Dios" y uno de sus templos principales se ubicaba en el Centro del Imperio Romano, en las colinas Vaticanas, donde hoy está localizada la Basílica de San Pedro. Esta diosa era frecuentemente representada como parada en la "Luna creciente" con doce estrellas alrededor de su cabeza. En algunos casos las mismas estatuas que habían sido veneradas como Isis con su hijo, fueron simplemente cambiadas de nombre y se le dieron a conocer como María con su hijo Jesús en brazos. Curiosamente, fueron los teólogos de Alejandría, los que comenzaron a llamar a María como la theotokos (Madre de Dios) como se le llamaba a Isis.

De Internet bajé la siguiente información de una egiptóloga llamada Elisa Castel. El artículo se titula "Egiptología Científica y divulgativa". Nos dice la experta que del mito egipcio de Isis se deriva directamente la figura cristianizada de la virgen madre. Agrega que de los cultos de dioses egipcios, éste fue el último en desaparecer. Su culto era tan popular que se siguió celebrando pese al cierre de santuarios en el año 394 d.C. El templo de Isis en Filé mantuvo su culto hasta los años 535-540 d.C. cuando el emperador Justiniano lo convirtió en centro de adoración cristiana. Muchas veces se le ve sosteniendo a su hijo y amamantándolo en brazos, y quizá esto indujo a los primeros cristianos a adoptar esa imagen para representar a María con el niño Jesús. Esta diosa recibía muchos otros nombres de diosas, convirtiéndose estas diosas en distintos aspectos de Isis de manera parecida a lo que hoy entendemos por distintas manifestaciones de María (La Virgen del Carmen, del Perpetuo Socorro, de los Desamparados, etc.). Otras de las identificaciones de Isis se relaciona con la estrella de mañana: la estrella Sopdet o Sepedet (Venus).

Hasta el siglo IV no había ningún indicio de veneración especial a María. Incluso en el siglo III los padres de la Iglesia le reprochaban a María pecados como "falta de fe", "orgullo", "vanidad". La primera iglesia dedicada a María se construyó hasta finales del siglo IV en Roma. Todo comenzó en el 325 cuando al defenderse la divinidad de Cristo contra Arrio se usó el término Teotokos (literalmente la que engendró a Dios). Ese fue el portón abierto que da inicio al culto mariano en la Iglesia católica. En el siglo V el obispo de Constantinopla en el año 429 dijo que ningún hombre debía llamar a María la madre de Dios, ya que María era una mujer y no una diosa. Curiosamente el obispo de Alejandría, Cirilo, defendió a capa y espada el título de María, Madre de Dios, como acostumbraban los Alejandrinos llamar a Isis. Y así en el Concilio de Éfeso en el año 431 defendió el término teotokos (Madre de Dios). En ese concilio acusaron a Nestorio de Hereje y no estuvo presente para defenderse. En el año 451 en el Concilio de Calcedonia se plasma el dogma de María Madre de Dios.

La Iglesia Católica heredó de la diosa Isis el título de Madre de Dios; los íconos o imágenes de la madre con su hijo en brazos; el título de estrella de la mañana como le decían a Isis y como le dicen ahora a María en el Rosario; la cantidad de diosas que personifican a Isis, así como la cantidad de vírgenes que personifican a María. Como dijo el teólogo católico García Paredes: María fue asumiendo los mismos títulos de las diosas de su tiempo.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/La-madre-de-Dios.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:28

Una diosa virgen

Pablo casi es asesinado por un pueblo enfurecido porque el apóstol habló contra una virgen que era adorada por toda el Asia. Su imagen había caído del cielo y en ese lugar le hicieron el gran templo, leamos: "Hubo en aquel tiempo un gran disturbio acerca del Camino (cristianismo), porque un platero llamado Demetrio, que hacía de plata templecillos de Artemisa, que daba mucha ganancia a los artífices; a los cuales reunidos con los trabajadores del mismo oficio, dijo: 'Sabéis que de este trabajo obtenemos nuestra ganancia; pero veis y oís que este Pablo, no solamente en Éfeso, sino en casi toda Asia, ha apartado a mucha gente con persuasión, diciendo que no son dioses los que se hacen con las manos. Y no solo hay peligro de que este negocio desaparezca, sino que el templo de la gran diosa Artemisa sea estimado en nada y comience a ser destruida la majestad de aquella a quien venera toda Asia y el mundo entero'. Cuando oyeron estas cosas se llenaron de ira, y gritaron diciendo: '¡Grande es la Artemisa de los efesios!'. Entonces el escribano, cuando apaciguó a la multitud dijo: 'Efesios, ¿quién es el hombre que no sabe que la ciudad de los efesios es guardiana del templo de la gran diosa Artemisa, y de su imagen caída del cielo'" (Hechos 19,23-35).

La versión cristiana "Reina Valera 1995" dice en la nota explicadora: "Diana: diosa principal de Éfeso, llamada Artemisa entre los griegos. Era la diosa de la fertilidad en Asia Menor; su templo en Éfeso se cuenta entre las Siete Maravillas del mundo antiguo".

La prestigiosa enciclopedia Salvat nos dice de Artemisa: "...identificada por los romanos con Diana...Las mujeres la invocaban como divinidad de la fertilidad y como protectora en el parto. Celosa de su virginidad... Como divinidad que recorre de noche las montañas, se la vio como personificación de la Luna". De Diana dice: "...asimilada a la diosa Ártemis de los griegos. Ampliamente venerada... se la honraba con procesiones de mujeres. En Roma, donde se le dedicaron diversos templos, se celebraban en su honor grandes fiestas en agosto de cada año". El especialista en en mitología, Ralph Woodrow, nos dice que el 15 de Agosto era el gran día de esta diosa, celebrado con gran solemnidad.

Con la fusión entre cristianismo y paganismo, en tiempos de Teodocio, se siguió celebrando el 15 de Agosto a Diana de los Efesios, solo que en la persona de María, por ello ese día la Iglesia Católica celebra la Asunción de María.

Según el libro "El Hombre en busca de Dios" a esta diosa se le celebraban sus cumpleaños con tortas de miel en forma de Luna, sobre la cual se ponían velas. De ahí nuestro queque de cumpleaños. Epifanio en el capítulo 79 de su libro "Panarion" nos habla de una secta que surgió en Arabia y la principal característica era que sus seguidoras sacrificaban una pequeña torta de pan a la virgen María, en señal de adoración. Evidencias históricas prueban que a la diosa Diana (Artemisa) se le adoraba a través de rosarios, esto por las canicas que aparecen en su imagen. Curiosamente en Éfeso, centro religioso de la Artemisa, fue donde la Iglesia Católica oficializó el culto a María en el año 431 en el Concilio de Efeso.

La Iglesia Católica heredó de la diosa Diana su virginidad, el gran día de su fiesta (15 de agosto) y la adoración a ella. Esto concuerda con lo que dice el teólogo católico García Paredes en su obra Mariología: María fue asumiendo los mismos títulos de las diosas paganas de su tiempo.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Una-Diosa-Virgen.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:27

La Reina de los Cielos

Dios le dijo a Jeremías: "Tú, pues, no ores por este pueblo; no eleves por ellos clamor ni oración, ni me ruegues, porque no te oiré. ¿No ves lo que estos hacen en las ciudades de Judá y en las calles de Jerusalén? Los hijos recogen la leña, los padres encienden el fuego y las mujeres amasan la masa para hacer tortas a la Reina del Cielo y ofrendas a dioses ajenos, para provocarme a ira. ¿Me provocarán ellos a ira?, dice el Señor. ¿No obran más bien ellos mismos su propia confusión? Por tanto, así ha dicho el Señor: Sobre este lugar, sobre los hombres, sobre los animales, sobre los árboles del campo y sobre los frutos de la tierra se derramarán mi furor y mi ira. Se encenderán y no se apagarán" (Jeremías 7,16-20).

La Reina del Cielo era el título que se daba a la "diosa madre", muy venerada en el mundo antiguo por su vinculación con la sexualidad y con las fuentes de la vida. En Mesopotamia recibía el nombre de Istar y era identificada con el planeta Venus; en Canaán la llamaban Astarot (Jueces 3,7).

Note lo siguiente: Dios no quiere escuchar la oración de un pueblo que adora a la Reina de los Cielos; Dios está muy enojado porque recogen leña, encienden fuego y hacen tortas para la Reina de los Cielos; Dios está tan enojado con su pueblo que dice que su furor e ira se han encendido y no se apagará. El pueblo le responde a Jeremías que no le va a obedecer a Dios y que por eso seguirán ofreciendo incienso a la Reina de los Cielos por cuanto ella siempre los ha escuchado y les daba de todo cuanto le pedían (Jeremías 44,15-19). Jeremías le respondió que Dios ha enviado su mal sobre ellos por cuanto pecaron ofreciendo incienso a la Reina de los Cielos (Jeremías 44,23).

La explicación de la versión cristiana "Reina Valera 1995" identifica a la Reina de los Cielos con Istar, con el Planeta Venus y con Astarot, la diosa Cananea: "Hicieron pues, los hijos de Israel lo malo ante los ojos de Jehová, su Dios, se olvidaron de él y sirvieron a los baales y a las imágenes de Asera (Jueves 3,7).

La "Reina Valera" identifica a Asera con Astarot. "Dejaron a Jehová y adoraron a Baal y a Astarot" (Jueces 2,13). Sigue diciendo la Reina Valera que Baal y Astarot (Astarté) eran los dioses cananeos de la fertilidad, a quienes muchos israelitas solían rendir culto creyendo que de ellos dependían las buenas cosechas y la fecundidad de los rebaños.

La prestigiosa Enciclopedia Salvat dice de Astarté: "Divinidad femenina ... y, en general, diosa de la fecundidad o diosa-madre. Presenta analogías con la Afrodita de los griegos. Se la representaba en figura de mujer con media luna sobre la cabeza...".

Con la fusión de cristianismo y paganismo en el siglo IV, María adopta la personalidad de la Reina de los Cielos y su culto continúa hasta hoy.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Reina-de-los-Cielos.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:26

Culto a María

Especialistas católicos españoles (teólogos, sociólogos, filósofos, etc.) afirman en su libro "LA IGLESIA" que el culto a María es una de las principales prácticas nacidas en la Religiosidad Popular (La Iglesia . edit. Verbo Divino. P. 111).

Esto significa que la Iglesia Católica sabe que el culto a María es una práctica religiosa que nace muchos siglos después de iniciado el cristianismo. Es decir, no es una práctica nacida en la Biblia, sino en el pueblo.

Agregan los especialistas católicos españoles, en dicho libro que el Concilio de Éfeso, celebrado en el año 431 d.C. contribuyó poderosamente a fomentar la devoción a María y que desde el siglo IV se celebran varias fiestas en honor de María: la muerte y asunción, la anunciación, el nacimiento de María, etc." (La Iglesia P. 111).

Cuando el cristianismo sale de Jerusalén y comienza a expandirse por otras naciones se encuentra con la siguiente realidad religiosa: En Alejandría se adoraba a la diosa Isis y a su hijo divino; en Éfeso se adoraba a la virgen Diana de los Efesios (La Artemisa); en Roma se adoraba a Juno, la reina de los cielos.

La devoción a estas diosas se fue filtrando poco a poco en la Iglesia Cristiana. Sin embargo el golpe más fuerte lo da Teodocio, emperador romano, que obligó a todo el Imperio a ser cristiano. El que no se hacía cristiano era perseguido y hasta asesinado. De esta manera los sacerdotes de estas diosas y sus adoradores se hicieron cristianos por temor. Continuaron con sus prácticas secretas dentro del cristianismo. (La Iglesia P.85).

El teólogo Católico García Paredes dice en su libro Mariología que María fue recibiendo los mismos títulos de las diosas de su tiempo. Por ejemplo se le comenzó a llamar madre de Dios, porque a Isis se le llamaba la madre de Dios. Se le comenzó a llamar virgen porque así se le llamaba a Diana de los Efesios. La gran fiesta de Diana de los Efesios era el 15 de Agosto y ese fue el día que la Iglesia escogió para celebrar el día de la asunción de la Virgen María. De la diosa Juno escogió el título Reina de los Cielos.

El Culto a María se formaliza, se acepta como dogma católico hasta el año 431 d.C., curiosamente en Éfeso, donde estaba el templo principal de la virgen Diana de los Efesios. En ese Concilio se oficializa con el título que se le daba a la Diosa Isis: la Madre de Dios.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Culto-a-Mar%EDa.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:25

Culto a los ángeles

¿Se debe adorar a los ángeles?; ¿se les debe hacer altares, encenderles velas, rezarles, rendirles culto?; ¿qué piensa Dios al respecto?.

Nuestro Señor Jesucristo fue muy claro al afirmar las siguientes palabras:

"Entonces Jesús le dijo: vete Satanás pues está escrito 'Al Señor tu Dios adorarás y sólo a El darás culto" (Mateo 4,10).

El texto anterior ha sido traducido directamente del original griego. Muchas Biblias traducen el término latreuseis como servirás, sin embargo la expresión que mejor traduce dicho término es dar culto.

En el contexto leemos que el Diablo buscaba ser adorado y Jesús es claro al decir que sólo debemos adorar a Dios y sólo a El se le debe dar culto.

Muchos cometen el gravísimo error de orar a los ángeles, hacerles altares, prenderles velitas, inclinarse ante ellos, en otras palabras, darles culto.

La Palabra de Dios no admite de ninguna forma el culto a los ángeles. De hecho si acudimos a la historia del pueblo hebreo no se encuentran vestigios que justifiquen el culto a los ángeles. Esta misma mentalidad judía es continuada por nuestro Señor Jesucristo y los primeros cristianos.

En dos ocasiones el apóstol Juan fue llevado por el emocionalismo de las revelaciones que recibía de un ángel y quiso darle culto, veamos lo que sucedió:

"Yo me postré a sus pies para adorarlo, pero el ángel me dijo: Mira, no lo hagas, pues yo soy un siervo de Dios, igual que tú y tus hermanos que mantienen el testimonio de Jesús. Adora a Dios" (Apocalipsis 19,10).

"Yo, Juan, soy el que oyó y vio estas cosas. Después de escucharlas y verlas, me postré a los pies del ángel que me mostraba estas cosas, para adorarlo. Pero él me dijo: ¡Mira, no lo hagas, pues yo soy un siervo de Dios, igual que tú y tus hermanos los profetas y de los que guardan las palabras de este libro. Adora a Dios" (Apocalipsis 22,8-9).

La evidencia bíblica es clara: los ángeles son siervos de Dios como nosotros y no deben ser objeto de culto y adoración. La Palabra de Dios nos dice que los ángeles tienen una misión:

"¿No son todos espíritus ministradores, enviados para servicio en favor de los que serán herederos de la salvación?" (Hebreos 1,14).

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Culto-a-los-%C1ngeles.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:23

Culto a los santos

No siempre se dio culto a los santos en la Iglesia cristiana; no siempre se canonizaba a algunos como santos; no siempre se le hacía altares, se le rezaba o se le pedía favores a los "santos".

La Biblia dice

En la Iglesia que Cristo fundó, la que dirigió Pedro, Pablo y todos los apóstoles nunca canonizaron a nadie ya que todos eran llamados santos. Todo cristiano automáticamente era santo, todo creyente era santo porque había sido perdonado por Jesús y por ende no tenía pecado (Efesios 1,1; Filipenses 1,1; Romanos 1,7 y 16,15; etc.).

Además a ningún santo se le daba culto ya que solo a Dios se le podía dar culto, así lo dijo Jesús: "Vete Satanás, porque la Escritura dice: Al Señor tu Dios adorarás y sólo a el darás culto" (Mateo 4,10).

Además, darle culto a un santo es una forma de espiritismo abominable a Dios, según Deuteronomio 18,10-12 ya que sería consultar a un muerto.

La Historia dice:

Un equipo de filósofos, sociólogos y teólogos católicos dicen en su libro "Iglesia", de la editorial verbo divino que el culto a los santos es una de las principales prácticas religiosas nacidas en la religiosidad popular (P. 111). Esto significa que los expertos católicos saben que el culto a los santos no es una práctica nacida en la Biblia sino en el pueblo.

La costumbre del pueblo romano era tener miles de dioses. Ellos creían que sus dioses y diosas habían sido una vez héroes vivientes en la tierra y después de muertos habían pasado a un plano más elevado. Por eso se les rendía culto y se les pedía favores. Cada día y cada mes estaba protegido por un dios especial: Vesta era la diosa de los panaderos; Hércules el dios del vino; Opus diosa de la fortuna, etc.

Cuando Teodocio obligó a todo el mundo a ser cristiano, ésta práctica también ingresó. El pueblo seguía adorando a sus dioses e invocándolos. La Iglesia comenzó a cambiar a dioses por santos. De esta manera, el pueblo sin darse cuenta, de pronto se encontró adorando a santos en lugar de a sus dioses anteriores. Como la costumbre pagana de dar culto a sus dioses y tenerle una imagen con su altar para adorarla, igual se hizo con el culto a los santos, con su imagen y altar. Hay santos también para cada día, como había un dios para cada día; hay santos para cada ocasión como había un dios para cada ocasión.

En este momento hay muchos más santos que los dioses que había en Roma en aquel entonces, pero el culto a los santos es una réplica del culto a los dioses de aquel entonces.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/Culto-a-los-Santos.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo
5 septiembre 2009 6 05 /09 /septiembre /2009 04:20

Ídolos o imágenes

Especialistas católicos afirman que al principio, durante los primeros siglos la Iglesia Católica no tenía templos, ni imágenes, ni altares (Historia de la Iglesia. Hertling. P.51.54.68).

En el Antiguo Testamento

Primero preste atención a este texto del Antiguo Testamento:

"No harás para tí esculturas, ni imagen alguna de cosa que está arriba en los cielos, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. No te inclinarás a ellas ni las servirás, porque yo soy el Señor tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad sobre los hijos..." (Deuteronomio 5,8-9).

Lea también Éxodo 20,4-5 y Deuteronomio 4,15-19.

En el Nuevo Testamento

Ahora leamos un texto bíblico del Nuevo Testamento

"Siendo pues, familia de Dios, no debemos pensar que Dios sea semejante al oro, plata, piedra preciosa, escultura de arte y de imaginación de hombre" (Hechos 17,29).

Si leemos el contexto de este verso veremos que Pablo discutía con los atenienses asuntos de idolatría (Hechos 17,16) y la cantidad de imágenes religiosas que presenciaba (Hechos 17,17-29).

La historia

La historia hebrea nos enseña que las imágenes de Dios o de los profetas eran prohibidas y todavía son prohibidas. No encontramos vestigios de imágenes en el pueblo hebreo a lo largo de su historia, evidenciando la correcta interpretación que los cristianos le damos a estos pasajes. Tampoco los expertos encuentran vestigios de imágenes en los primeros siglos de la Iglesia cristiana.

 Las imágenes ingresaron a la Iglesia en el siglo IV cuando el emperador romano Teodocio obligó a todo el imperio a hacerse cristiano. Por temor a las represalias y a la muerte los adoradores de otros dioses se hicieron cristianos. Con su entrada al cristianismo también ingresaron sus prácticas paganas y supersticiosas.

La Iglesia para frenar este fuerte sincretismo (fusión de cristianismo y paganismo) optó por bautizar algunas imágenes de dioses como cristianas: así vemos a Jesús como el dios solar; una imagen de Júpiter se le denominó Pedro. También se les permitió hacer imágenes de Jesús, María y de santos. Estas imágenes desde un principio recibían culto y adoración, igual como habían hecho con las imágenes de sus dioses anteriores.

Desde entonces continúa hasta nuestros días esta práctica pagana y antibíblica del culto a las imágenes y en muchos sectores se les da culto, se les enciende velas y hasta se les adora.

http://casadeoraciondanielflores.es.tl/%CDdolos-o-Im%E1genes.htm

Repost 0
Published by Dr. Esyin Calderón Valverde - en Apologética
Comenta este artículo

Presentación

  • : El blog del Dr. Esyin Calderón Valverde
  • : Los temas presentados se están actualizando constantemente. Se emiten en una esfera de respeto y libertad de expresión.
  • Contacto

Perfil

  • Dr. Esyin Calderón Valverde
  • Bach. en Filosofía y Humanidades; Bachillerato en Educación I y II Ciclo; Licenciatura en Docencia para Filosofía; Licenciatura en I y II Ciclo; Maestría en Administración Educativa; Doctorado en Ciencias de la Educación
  • Bach. en Filosofía y Humanidades; Bachillerato en Educación I y II Ciclo; Licenciatura en Docencia para Filosofía; Licenciatura en I y II Ciclo; Maestría en Administración Educativa; Doctorado en Ciencias de la Educación

Buscar

Enlaces